Batzar Nagusiak - Juntas Generales - Bizkaia

  • Facebook
  • Instagram

Acceso miembros

Noticias

Fecha02/07/2021

Bilbao

UNA ASOCIACIÓN DE MAYORES PIDE EN LAS JUNTAS GENERALES DE BIZKAIA QUE LA HACIENDA FORAL RECUPERE LA ATENCIÓN PRESENCIAL

Compartir

  • Compartir en Facebook.
  • Compartir en Twitter.
  • La asociación de Jubilados y Pensionistas por la Democracia de Bilbao y Bizkaia (AJPD) comparece en la comisión de Peticiones y Relaciones con la Ciudadanía para explicar ante los grupos junteros las consecuencias de una brecha digital “que se ha agravado con la pandemia”.

  • Piden a la Diputación una “estrategia” frente a esta problemática que sufren en gran medida las personas mayores y vulnerables, y una “evaluación” del cumplimiento de las recomendaciones hechas por el Ararteko.

  • Vecinos de Gumiezo, en Amorebieta, se quejan de la concentración de obras en su barrio.

(Bilbao, a 2 de julio de 2021). La asociación de Jubilados y Pensionistas por la Democracia de Bilbao y Bizkaia (AJPD) ha comparecido hoy en la comisión de Peticiones y Relaciones con la Ciudadanía de las Juntas Generales de Bizkaia para manifestar su rechazo a la “eliminación” de la atención presencial en la última campaña de la Renta 2020 que finalizó este pasado miércoles, 30 de junio.

Los grupos junteros han podido conocer las demandas de esta asociación en boca de José Luis Ruiz, portavoz de AJPD en el Manifiesto contra la brecha digital, y Juan María León, vicepresidente de una asociación que cuenta con una trayectoria de casi 30 años en cuestiones de envejecimiento activo. Ambos han trasladado a la Cámara vizcaína las propuestas para hacer frente a la brecha digital y garantizar las citas presenciales en la administración foral.

Bizkaia ha sido noticia por los “problemas” con la digitalización en la declaración de la Renta y la asociación ha hecho un relato de la situación en que se encuentran las personas mayores y vulnerables ante éste y otros temas, conscientes de que se están introduciendo “aceleradamente” nuevas formas de relación de las administraciones con la ciudadanía, en este caso la Diputación, pero que se extiende a bancos y cajas, o a la relación de las personas con otras administraciones (Osakidetza, Seguridad Social…). “La gente está muy perdida y desasistida”, ha dicho José Luis Ruiz.

La pandemia ha acelerado, según ellos, los procesos online en la relación de la Administración y la ciudadanía, y esto ha incidido “negativamente” en la brecha digital de las personas mayores. Por esta razón, demandan a la Diputación que haga una “evaluación” y un “plan específico permanente” frente a la brecha digital, y que incorpore un apartado de transición en “todos” los planes de digitalización que se lleven a cabo. Además, la AJPD ha pedido la creación de “una red permanente de apoyo y consulta” para facilitar de forma colaborativa las relaciones con los tres niveles institucionales de la Comunidad (ayuntamientos, Diputaciones y Gobierno vasco), y ha solicitado que se impulse la formación tecnológica entre las personas mayores y se garantice, asimismo, la atención presencial “en todos los servicios públicos”, porque “no queremos que la digitalización nos convierta en ciudadanía de segunda”, ha dicho Ruiz.

AJPD piensa que la actuación de las administraciones en esta cuestión debe basarse en las recomendaciones del Ararteko, la ley de procedimiento administrativo común y la demanda de miles de personas mayores y vulnerables expresada a través de casi 40 asociaciones que se han adherido al Manifiesto frente a la Brecha y la Exclusión Digital, entregado a partidos políticos, Ararteko, Lehendakari y Parlamento Vasco. Los grupos junteros han asentido por unanimidad el remitir este manifiesto a la Diputación foral de Bizkaia.

OBRAS EN EL BARRIO GUMUZIO (AMOREBIETA-ETXANO)

Por otro lado, José María Ortiz Insausti ha comparecido en la comisión reservada para que la ciudadanía presente ante los grupos junteros sus quejas y sugerencias, por distintas obras que se están realizando en el barrio de Gumuzio, en Amorebieta-Etxano, desde el año 2005.

En representación de un grupo de vecinos de un núcleo rural ubicado “debajo de Peña Lemona, enfrente de Boroa” Ortiz ha denunciado el “daño medioambiental” que está sufriendo esta zona por obras para construir dos polígonos industriales y obras municipales para evacuar las aguas pluviales.

Sin embargo, la “mayor” afección la representa la ejecución del tramo del TAV, cuyos tajos se iniciaron en el año 2019, y, entre ellas, las obras de construcción de un túnel que ha provocado el secado de un pozo privado de agua que utilizan cinco familias, y cuyos alrededores se está convirtiendo en un vergel de especies invasoras con presencia del “tojo, la flor de mariposa o el plumero de la Pampa”. Ortiz ha señalado a ADIF por incumplir un acuerdo con el ayuntamiento de Amorebieta-Etxano por este tema. “Nos están tomando el pelo”.

Asimismo, la zona sufre también “los malos olores y gases” que desprende un vertedero, así como el impacto visual de torres del alta tensión de 40 metros de Red Eléctrica, y de otra actuación de Iberdrola en la que espera “duplicar el número de postes” para distribuir la energía de una subestación eléctrica.

Si esto fuera poco, los vecinos de esta zona rural de Amorebieta-Etxano sufren también la llegada de “cazadores furtivos” que utilizan un camino vecinal particular construido por los mismo vecinos, y que está siendo utilizado también por maquinaria de obra. Ante las quejas por su presencia denunciadas a la Ertzaintza, algunos vecinos han recibido amenazas. “Nos han mandado hasta cartuchos a casa”.

Por último, Ortiz ha explicado que la zona puede vivir un nuevo impacto negativo por la construcción de un túnel dentro del proyecto de circunvalación de Lemoa, por lo que han pedido “interlocutores” para poder gestionar todas sus demandas.

Galería de imágenes