Batzar Nagusiak - Juntas Generales - Bizkaia

  • Facebook
  • Instagram

Acceso miembros

Noticias

Fecha27/04/2021

Bilbao

LAS JUNTAS GENERALES DE BIZKAIA RECHAZAN PEDIR CAMBIOS EN LAS CLÁUSULAS SOCIALES Y MEDIOAMBIENTALES DE LA CONTRATACIÓN FORAL

Compartir

  • Compartir en Facebook.
  • Compartir en Twitter.
  • La comisión Institucional, Buen Gobierno y Transparencia desestima una proposición no de norma de Elkarrekin Bizkaia que pedía que la Diputación asumiera en “todas” las licitaciones y convenios los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030.

(Bilbao, a 27 de abril de 2021). Las Juntas Generales de Bizkaia no tendrán que pedir a la Diputación que cambie el reglamento aprobado en el año 2017 que incorporaba cláusulas sociales, medioambientales y relativas a otras políticas públicas en el procedimiento de contratación foral. La comisión Institucional, Buen Gobierno y Transparencia ha rechazado con los votos en contra de Nacionalistas Vascos y Socialistas Vascos, una proposición no de norma en la que Elkarrekin Bizkaia demandaba que la Diputación incluyera nuevas cláusulas sociales. EH Bildu ha votado a favor y el grupo Mixto-PPB se ha abstenido.

En su propuesta, el apoderado de la formación morada Israel Escalante ha defendido que la Diputación asuma los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 “como base de sus políticas” tal y como anunció la institución foral en la presentación del plan de legislatura “Bizkaia Egiten”. En coherencia con este documento, Escalante ha pedido que la Diputación o sus organismos autónomos se comprometan a cumplir “no sólo los mínimos legales y las cláusulas que Diputación establece”, sino “asumir y contribuir al cumplimiento de los ODS” , así como “los mecanismos necesarios para garantizar su cumplimiento.”

En la formulación de la proposición compuesta de cinco demandas, Elkarrekin Bizkaia pedía también que se tomase en consideración la Agenda 2030 “como referencia jurídica y legal”, junto a las ya vigentes cláusulas sociales, medioambientales y relativas a otras políticas públicas. En lo que concierne al departamento de Promoción Económica, se demandaba que este área tenga en cuenta “en los convenios firmados o pendientes de rúbrica” el marco internacional de Derechos Humanos. También se instaba a la creación de una figura “tipo Ararteko” que haga un seguimiento de la actividad internacional de las empresas de Bizkaia en cumplimiento de los ODS y de respeto a los Derechos Humanos.

Este planteamiento “no es nada disparatado”. Según ha apuntado Escalante “son cosas que la propia Diputación ha asumido a través de Bizkaia Egiten”, una hoja de ruta que la Diputación aprobó para la presente legislatura en la que se recogen 120 actuaciones alineadas con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Los grupos junteros que apoyan al Gobierno foral, que representan mayoría en la Cámara, han tumbado la iniciativa de Elkarrekin Bizkaia que, sin embargo, ha contado con el apoyo de EH Bildu. El portavoz del grupo Socialistas Vascos, Juan Otermin, ha señalado que “gran parte” de lo que se plantea, “ya se recoge” en el Reglamento aprobado por la Diputación para la contratación pública foral que es de aplicación desde febrero de 2017, y en una guía a disposición de departamentos y entes forales,. Ambos documentos representan un “firme compromiso” con los ODS. El Reglamento recoge “14 tipologías de cláusulas”, si bien “no todas se aplican en todos los contratos”, ha advertido.

En la misma línea, el jeltzale Mikel Bagan ha puesto otros ejemplos de cómo existe “una estrategia clara” en ir desarrollando estos objetivos sostenibles en la contratación foral. Ha citado la colaboración que mantiene la Diputación con la University College of London y con la profesora Mariana Mazzucato, para transformar el sistema tributario de Bizkaia y alinearlo con los ODS, o el programa del departamento de Promoción Económica y Cebek para fomentar que las empresas vizcaínas incorporen en sus planes estratégicos estos objetivos sostenibles.

Los ODS son objetivos que comparten “todos los grupos e instituciones públicas”, ha constatado la portavoz del Grupo Mixto-PPB Amaya Fernández, que cree que la Diputación “está implicada”, poniendo como ejemplo la red Udalsarea 2030. La aplicación de estos objetivos en todos los convenios del departamento de Promoción Económica, como pedía Elkarrekin Bizkaia, ofrece “dudas”, porque “no es algo tan sencillo” desde el punto de vista jurídico. Al igual que los grupos que apoyan al Gobierno foral, se ha mostrado crítica con la creación de una figura específica, la “ombudsman” o Ararteko de la Internacionalización, ya que para ella “no es una prioridad” en estos momentos.

El juntero de EH Bildu Iker Rahona ha lamentado que existan objetivos comunes en esta materia y que luego se “imposibilite el acuerdo” por “falta de voluntad” o porque se argumente “que la vía es mejorable”. Se ha postulado en favor de incorporar controles en la aplicación de estas cláusulas, ya que la variable “más importante” para adjudicar un contrato viene a ser “la económica”.