Batzar Nagusiak - Juntas Generales - Bizkaia

  • Facebook
  • Instagram

Acceso miembros

Noticias

Fecha27/10/2014

Comisión

Garamendi anuncia que el nuevo servicio de Bizkaibus comenzará "no más allá de la primera quincena de noviembre"

Compartir

  • Compartir en Facebook.
  • Compartir en Twitter.
Bilbao, a 24 de octubre de 2014

La entrada en marcha de los nuevos servicios de Bizkaibus está muy cerca. No irá “más allá de la primera quincena de noviembre”, según ha anunciado esta mañana Itziar Garamendi, en una comparecencia solicitada por ella misma en las Juntas Generales para explicar los pasos que se van dando de cara a dibujar el nuevo mapa de servicio interurbano dependiente de la Diputación. Las 89 líneas que entrarán en servicio “el mismo día”, son las incluidas en las cinco zonas adjudicadas el 23 de septiembre por el Consejo de Gobierno: Busturialdea-Lea Artibai (15 líneas), Ezkerraldea (22), Enkarterri (8), Txorierri-Mungialdea (23), y Nerbioi-Irratia-Durangaldea (21).

La diputada ha explicado a la comisión de Obras Públicas y Trasportes de la Cámara vizcaína, los pasos y trámites que restan a las empresas adjudicatarias hasta esa fecha para que los autobuses comiencen a circular. Entre ellos, se encuentra la entrega de la correspondiente documentación exigida y un plan de implantación que desarrolle aspectos como la incorporación del personal y la disponibilidad de autobuses y bienes fijos, entre otras cosas.

Garamendi se ha congratulado de que estas adjudicaciones, que suman un montante total de “747.508.448,73 euros” lo que representa una “bajada media del 3,39%” en relación al presupuesto inicial, no hayan suscitado la presentación de “ningún recurso” por parte de otras empresas, algo poco habitual -según ella- y que las mismas supondrán un “importante salto de calidad” en el servicio de Bizkaibus.


HUELGA EN BIZKAIBUS

Garamendi también comparecía para dar cuenta, a petición de EH Bildu, de los avances y compromisos alcanzados con los sindicatos de Bizkaibus respecto al acuerdo alcanzado entre ambas partes el año pasado, que ha derivado estas semanas en nuevas movilizaciones y paros. La diputada ha hecho un relato de lo ocurrido desde el 4 de octubre de 2013, día en el que su departamento y los sindicatos UGT, CCOO, ELA y LSB-USO alcanzaron un acuerdo sobre el proceso de licitación de las nuevas concesiones de Bizkaibus. Se ha referido también a los puntos tratados y acordados con las centrales durante las siete reuniones mantenidas desde esa fecha.

Según la diputada, estas sesiones de la Comisión de Seguimiento han servido para que “todos los sindicatos” hayan podido acordar los criterios de subrogación del personal de las cinco concesiones, uno de los puntos que ha propiciado nuevas jornadas de paro en Bizkaibus. “Criterios que se han aplicado en todas las actuales empresas para la confección de las listas definitivas de los subrogados”, ha dicho Garamendi que ha insistido en varias ocasiones en que “la totalidad de la plantilla se ha subrogado”. “Nadie va a perder su puesto de trabajo”.

En este aspecto, ha sostenido que “ninguna empresa licitadora, ni finalmente adjudicataria, ha cuestionado su obligación de subrogación y mantenimiento de las condiciones laborales”. Con respecto al personal eventual -otro de los puntos de fricción-, la Diputación se reafirma en su compromiso de que las nuevas sociedades gestoras cuenten con la experiencia adquirida por este personal, aunque ha advertido que este tema es una cuestión “clara de negociación colectiva”.

Garamendi ha negado que la Diputación pueda ahora dar un paso atrás en lo referente a los concursos abiertos, como demandan los sindicatos, para que mantenga las líneas tal y como están. La Diputación “tiene la obligación legal” de sacar a concurso la reordenación de Bizkaibus. “A estas alturas la retirada de los proyectos –propuesta por los representantes de los trabajadores- era no querer alcanzar un acuerdo” que acabe con los paros en el servicio, ya que paralizar los concursos supondría “responsabilidades patrimoniales millonarias” ha advertido.

La diputada ha indicado que en el punto referido a las líneas urbanas que desaparecían (Artxanda, El Regato y Santa Marina), la Diputación también ha cumplido, ya que estas líneas serán prestadas por los municipios afectados (Barakaldo y Bilbao) y sus trabajadores han sido subrogados por las empresas concesionarias.

Garamendi ha indicado que su departamento está trabajando en propuestas de implementación de nuevos servicios, como pedía la parte social, entre los que ha citado la mejora de la línea A3334 (Santurtzi-Balmaseda); la puesta en marcha de una línea exprés Balmaseda-Zalla en hora punta; un servicio directo UPV-Encartaciones; la mejora de las cadencias de las líneas A-336 – A337 – A3338; el mantenimiento del servicio en agosto Muskiz-Bibao; y el compromiso foral de seguir “estudiando e implementando” nuevas líneas y servicios.

Antes de tachar la huelga actual de “injusta e injustificable”, Garamendi se ha referido a que la voluntad de la Diputación “choca contra un muro imposible de atravesar. El muro que forman los sindicatos”. Estos “sólo han buscado hasta ahora mejorar o consolidar la situación laboral de los trabajadores” y no la mejora del servicio. Aún así, "dialogaremos hasta la extenuación" para conseguir el fin de la huelga.

Por contra, el representante de EH Bildu, Aitor Torre cree que la Diputación no ha cumplido con los compromisos adquiridos entre los que se encontraban la "mejora de frecuencias, recorridos y nuevas líneas", y el hecho de que la Diputación “permita la amortización de puestos de trabajo”. Sostiene que la solución del conflicto pasa por el mantenimiento del empleo y por generar nuevas líneas. “No podemos consentir que sigamos teniendo zonas oscuras” en Bizkaia , ha dicho.

Jesús Isasi (PP) ha manifestado su respeto por el derecho a la huelga de los trabajadores y por el derecho de los ciudadanos a ser transportados “incluso cuando hay sabotajes”. Se ha preguntado si el proceso de negociación que mantienen Diputación y sindicatos no pueda estar vulnerando la ley, al desvirtuarse el periodo de alegaciones en donde los grupos junteros plantearon cambios en las licitaciones. Cree que el “problema laboral” lo tienen que arreglar las empresas y se ha mostrado partidario de que éstas firmen la subrogación con los sindicatos.

A Joaquín Colmenero, del PSE-EE, le ha “llamado la atención” que los paros y movilizaciones tengan un apoyo sindical “del 100%”, algo que “no suele ser habitual” en otros conflictos laborales. El apoderado socialista cree que el departamento “no es capaz” de desbloquear el conflicto porque hay “algunos puntos” del acuerdo que no se están cumpliendo.

El PNV ha defendido el empeño de la Diputación por llegar a un acuerdo. Su apoderada Nerea Ahedo ha coincidido con Garamendi en que el departamento ha cumplido con “todos” los puntos del acuerdo de hace un año. “Nadie va a perder su puesto de trabajo y se van a mantener las condiciones laborales”. También ha defendido la reordenación del Bizkaibus. “Sería irresponsable mantener líneas planificadas hace 20 años” y cree que la huelga “no tiene nada que ver” con el empleo y la mejora del servicio, sino con el “desgaste al Ejecutivo”. Considera "más grave" que otros -los sindicatos- quieran dirigir la política de transporte del Territorio.


BALANCE DE LA INSPECCIÓN AL TRANSPORTE DE MERCANCÍAS

En la misma comisión de Obras Públicas y Transporte de la Cámara vizcaína, se ha sustanciado también otra petición de comparecencia, en este caso solicitada por el grupo Popular Vizcaíno, para que la diputada ofreciera datos de inspecciones y expedientes abiertos con respecto al transporte de mercancías, labores que la Dirección de Transportes del departamento foral de Obras Públicas y Transportes hace en coordinación con el Gobierno Vasco.

En el marco de la política foral “por erradicar las prácticas fraudulentas” dentro del sector y “eliminar la competencia desleal”, Garamendi se ha referido a que durante el primer semestre de 2014 han sido requeridos datos a “228 empresas transportistas”, siendo controlados “359 conductores” y habiendo sido analizados “11.242 discos y archivos de tacógrafo digital”. En 2013, se realizó la lectura de 41.497 discos.

La diputada ha indicado los recursos humanos destinados a estas las labores de Inspección. La dirección de Transportes cuenta con 4 técnicos, 8 auxiliares de Inspección y 5 administrativos. El número de expedientes incoados en lo que va de 2014 es de “433”. De ellos, “361” se han incoado como resultado de la inspección realizada por la Ertzaintza y “72 expedientes” como resultado de la inspección realizada por la propia Dirección de Transportes. En 2013, se alcanzó la cifra de 1.085 expedientes.

Entendido